martes, 21 de junio de 2011

MITLA

Foto: Ruinas de Mitla OAXACA  crédito: wwwmialtos.com

El nombre de Mitla es derivado de la palabra náhuatl "Mictlan" que significa "Lugar de los Muertos". En el lenguaje zapoteca, es llamado "Lyobaa" que significa "Lugar de Entierros". El nombre en el lenguaje de los constructores originales (los zapotecas) es probablemente el más exacto cuando uno considera las tumbas de los reyes antiguos y sacerdotes los cuales son una parte integral de las estructuras en la ciudad.
   Evidencia arqueológica indica que el sitio estaba habitado desde 900 AC, pero los restos estructurales de la ciudad por si mismos datan desde 200 DC hasta 900 DC.
   Los restos estructurales de la ciudad corresponden al esplendor de los zapotecas que dominaron la región desde Monte Albán (500 AC hasta 800 DC). Debe de notarse, de cualquier manera, que Mitla experimentó su mayor crecimiento entre 750 DC y 1521 DC; y este período de crecimiento corresponde al final del dominio zapoteca en el área y el comienzo del Mixteco con su centro de poder basado en Mitla.
En homenaje a civilizaciones del pasado (¿o del futuro?) el poema de Juan de Dios Peza (1852-1910) a las ruinas de Mitla
En las ruinas de Mitla
Maravillas de otra edad;
Prodigios de lo pasado;
Páginas que no ha estudiado
La indolente humanidad.
¿Por qué vuestra majestad
causa entusiasmo y pavor?
Porque de tanto esplendor
Y de tantas muertas galas,
Están batiendo las alas
Los siglos en derredor.

Muda historia de granito
Que erguida en pie te mantienes,
¿qué nos escondes? ¿Qué tienes
por otras razas escrito?
Cada inmenso monolito,
Del arte eximio trabajo,
¿quién lo labró? ¿Quién lo trajo
a do nadie lo derriba?
Lo saben, Dios allá arriba;
La soledad aquí abajo.

Cada obelisco de pie
Me dice en muda arrogancia:
Tú eres dudas e ignorancia,
Yo soy el arte y la fe,
Semejan de lo que fue
Los muros viejos guardianes…
¡qué sacrificios! ¡qué afanes
revela lo que contemplo!
Labrado está cada templo
No por hombres, por titanes.

En nuestros tiempos ¿qué son
Los ritos, usos y leyes,
De sacerdotes y reyes
Que aquí hicieron oración?
Una hermosa tradición
Cuya antigüedad arredra;
Ruinas que viste la yedra
Y que adorna el jaramago:
¡la epopeya del estrago
escrita en versos de piedra!

Del palacio la grandeza;
Del templo la pompa extraña;
La azul y abrupta montaña
Convertida en fortaleza;
Todo respira tristeza,
Olvido, luto, orfandad;
¡aun del so l la claridad
se torna opaca y medrosa
en la puerta misteriosa
de la negra eternidad!

Despojo de lo ignorado,
Busca un trono la hoja seca
En la multitud greca
Del frontón desportillado.
Al penate derribado
La ortiga encubre y escuda;
Ya socavó mano ruda
La perdurable muralla…
Viajero: medita y calla…
¡Lo insondable nos saluda!

Sabio audaz, no inquieras nada,
Que no sabrás más que yo;
Aquí una raza vivió
Heroica y civilizada;
Extinta o degenerada,
Sin renombre y sin poder,
De su misterioso ser
Aquí el esplendor se esconde
Y aquí sólo Dios responde
¡Y dios no ha de responder!



PLATOS VOLADORES


El próximo viernes se recuerda que un día   24 de junio de 1947, Kenneth Arnold, piloto privado norteamericano, fue el primer ser humano de los Estados Unidos que dijo haber observado naves parecidas a platos que volaban en formación; desde entonces se considera que los avistamientos de OVNIS tomaron importancia a nivel mundial y los incidentes similares comenzaron a registrarse dándoles cada vez más importancia ante la eventualidad que pudieran ser vehículos extraterrestres.