lunes, 4 de abril de 2011

NUEVA TÉCNICA DE IDENTIFICACIÓN PARA DETECTAR CORREOS ANÓNIMOS

Benjamin Fung. (Foto: Concordia University)


En los últimos años, se ha registrado en bastantes naciones, un aumento alarmante del número de ciberdelitos en los que están implicados correos electrónicos anónimos, tal como subraya Benjamin Fung (Universidad de la Concordia, en Canadá), del equipo que ha desarrollado la nueva técnica para averiguar la autoría de un mensaje electrónico. Estos correos electrónicos pueden ser desde mensajes en los que se insulta o difama a personas, hasta comunicaciones entre delincuentes, pasando por muchas otras cosas. Aunque la policía a menudo puede utilizar la dirección IP para buscar la vivienda donde se originó un correo electrónico, puede encontrar a mucha gente en esa dirección. Lo que necesitan los detectives es una forma fiable y eficaz de determinar cuál de los varios sospechosos ha escrito los mensajes que se investigan.
Fung y sus colegas, incluyendo a Mourad Debbabi y a Farkhund Iqbal, desarrollaron su novedoso método de atribución de autoría para resolver esta necesidad, sobre la base de las técnicas utilizadas en el reconocimiento del habla. Su enfoque se basa en la identificación de los patrones frecuentes, o sea combinaciones únicas de rasgos que se repiten en los correos electrónicos de un sospechoso.
Para determinar si un sospechoso es el autor del mensaje que se analiza, primero se deben identificar los patrones presentes en los correos electrónicos escritos por el individuo. Entonces, hay que filtrar cualquiera de estos patrones que estén también presentes en los correos electrónicos de otros sospechosos.
El resto de los patrones frecuentes son exclusivos del autor de los correos electrónicos que se analizan. Ellos constituyen, por así decirlo, la "huella dactilar" del modo de escribir del sospechoso. Si, por ejemplo, el correo electrónico anónimo contiene errores tipográficos o errores gramaticales, o está totalmente escrito en letras mayúsculas, es posible valerse de esas características especiales para crear una "huella dactilar "del modo de escribir del autor. Con el uso de este método, es viable determinar con un alto grado de precisión quién escribió un correo electrónico dado, e, incluso, inferir el género, nacionalidad y el nivel de educación del autor.
Copilado de: Solociencia. Com
Videos relacionados: